Escrito por: admin | 1 enero, 2016

Inclusión de la perspectiva artística y emocional

 

Por mucho tiempo, la escuela tradicional entendió la dimensión intelectual como la única que se ponía en juego en los procesos de aprendizaje.

Hoy entendemos que es necesario incluir muchas otras capacidades y dimensiones para favorecer, potenciar o posibilitar los aprendizajes. Los avances en la comprensión de las inteligencias emocionales nos plantean nuevos desafíos que la escuela transformadora tiene que incorporar. Y, sin duda, las expresiones artísticas, son a su vez canales y metas de estos nuevos procesos y dimensiones de los aprendizajes.
Una escuela transformadora, no solo da al arte un lugar importante dentro de sus propuestas curriculares sino que incorpora a los cuerpos, sus sensibilidades y sus potencialidades en todos los procesos de aprendizaje en donde sea posible hacerlo.